domingo, 19 de agosto de 2007


Capitulo III. Consumo del alcohol en la adolescencia


3.1 Definición de alcohol
Alcohol, término aplicado a los miembros de un grupo de compuestos químicos del carbono que contienen el grupo OH. Dicha denominación se utiliza comúnmente para designar un compuesto específico: el alcohol etílico o etanol. Proviene de la palabra árabe al-kuhl, o kohl, un polvo fino de antimonio que se utiliza para el maquillaje de ojos. En un principio, el término alcohol se empleaba para referirse a cualquier tipo de polvo fino, aunque más tarde los alquimistas de la Europa medieval lo utilizaron para las esencias obtenidas por destilación, estableciendo así su acepción actual.

3.2 Bebidas alcohólicas

Las bebidas alcohólicas son bebidas que contienen el etanol (conocido popularmente como alcohol). La dependencia a las bebidas alcohólicas se denomina alcoholismo.
Atendiendo a la elaboración se pueden distinguir entre bebidas producidas por
fermentación alcohólica (vinos, cervezas, hidromiel, sake) en las que el contenido en alcohol no pasa de 18-20 grados, y las producidas por destilación, generalmente a partir de un producto de fermentación (licores, aguardientes, etc.)


3.3 Alcoholemia
Alcoholemia, presencia de alcohol etílico (etanol) en sangre. Las bebidas alcohólicas contienen porcentajes variables de alcohol en peso, según indica su etiqueta: las cervezas, del 4% al 10%; los vinos, del 10% al 18%; los aperitivos y licores suaves, del 20% al 25%; y los licores fuertes, del 35% al 45% (es decir, 100 ml de whisky contienen aproximadamente 40 gramos de etanol). Una vez ingerido el alcohol pasa a la circulación sanguínea. Su absorción se realiza sobre todo a nivel del intestino delgado y es mayor cuando la persona está en ayunas. Hasta un 10% del alcohol presente en la sangre se elimina por la orina, el sudor y la evaporación a través de los alveolos pulmonares. Esto último permite realizar mediciones en el aire espirado (alcoholímetros de espiración). El 90% restante se metaboliza en el hígado a razón de 10 gramos por hora. El método más preciso para determinar la alcoholemia se basa en un análisis de sangre. Además, existe variabilidad individual en la sensibilidad al alcohol, por lo que una misma dosis produce un grado de alcoholemia distinto en diferentes personas.Conducir ebrio es la causa de más del 50% de los accidentes de tráfico, por lo que las legislaciones de muchos países están limitando la alcoholemia máxima tolerable. A partir de 0,5 g/l los trastornos del comportamiento son evidentes, con 2,0 se produce un sueño profundo (coma etílico) y con 3,0 o más, la muerte por intoxicación etílica aguda.



3.4 Alcoholismo


El alcoholismo es el consumo exagerado de alcohol, que ocasiona al bebedor problemas físicos, mentales, emocionales, laborales, familiares, económicos y sociales. Desafortunadamente, el consumo de alcohol aumenta de manera constante, sobre todo entre los jóvenes. Las defunciones por accidentes relacionados con el alcohol (choques, atropellamientos y suicidios) ocupan los primeros lugares entre las causas de muerte en muchos países.
El alcoholismo se divide en abuso de alcohol y dependencia del alcohol; si bien, esta diferenciación no es relevante desde el punto de vista clínico. El abuso de alcohol indica dependencia psicológica, es decir, la necesidad de consumir alcohol para el funcionamiento mental adecuado, junto con consumo ocasional excesivo y continuación de la ingestión alcohólica a pesar de los problemas sociales. La dependencia del alcohol abarca alteraciones similares junto con signos de mayor tolerancia (necesitar más alcohol para obtener el mismo efecto) o signos físicos de abstinencia alcohólica. El alcoholismo puede originarse debido a varios factores, entre los cuales figuran: una personalidad predisponente, inmadurez o incapacidad de relacionarse, presión social y estrés.


3.5 Alcohólicos Anónimos


Alcohólicos Anónimos es una comunidad de hombres y mujeres que comparten su mutua experiencia, fortaleza y esperanza para resolver su problema común y ayudar a otros a recuperarse del alcoholismo. El único requisito para ser miembro de A.A. es el deseo de dejar la bebida. Para ser miembro de A.A. no se pagan honorarios ni cuotas; nos mantenemos con nuestras propias contribuciones. A.A. no está afiliada a ninguna secta, religión, partido político, organización o institución alguna; no desea intervenir en controversias; no respalda ni se opone a ninguna causa. Nuestro objetivo primordial es mantenernos sobrios y ayudar a otros alcohólicos a alcanzar el estado de sobriedad.


3.6 Efectos de la variación de las concentraciones de alcohol en la sangre

ALCOHOL EN LA SANGRE.
(mg/100ml) EFECTOS SOBRE UN BEBEDOR MODERADO DE TOLERANCIA NORMAL
20 Se siente bien. Mínimo o nulo efecto sobre su desempeño.
40 Capaz de "dejarse ir" socialmente, se siente "a tope". Ligeramente peligroso si conduce a gran velocidad.
60 El juicio queda disminuido. Incapaz de adoptar decisiones importantes. La conducción se hace temeraria.
80 Pérdida definitiva de la coordinación. Conducción peligrosa a cualquier velocidad.
100 Tendencia a perder el control sexual si no está demasiado adormilado. Torpeza de movimientos.
160 Obviamente embriagado. Posiblemente agresivo. Incontrolado. Puede sufrir de pérdida posterior de memoria de los acontecimientos.
300 A menudo, incontinencia espontánea. Mínima capacidad de excitación sexual. Puede caer en coma.
500 Susceptible de morir si no recibe atención médica.


3.7 Unidades de alcohol en sangre en hombres y mujeres adolescentes.

HOMBRE DE PESO MEDIO
Unidades Tras 1 hora Tras 2 horas Tras 3 horas
1 20 0 0
2 40 10 0
3 60 30 20
4 80 60 40
5 100 80 60
6 120 100 90
7 140 120 110
8 160 150 130
9 180 170 150
10 210 190 170

Nota: concentraciones de alcohol en la sangre, en miligramos cada 100 mililitros.

MUJER DE PESO MEDIO
Unidades Tras 1 hora Tras 2 horas Tras 3 horas
1 30 10 0
2 60 20 10
3 80 40 30
4 110 80 60
5 140 110 80
6 170 140 120
7 200 170 140
8 220 200 170
9 250 220 200
10 300 250 220

Nota: las concentraciones de alcohol en la sangre varían según el peso. Cuanto menor sea el peso de la persona, mayor será la concentración para determinada dosis.